Turismo

Hospedarse en Madrid

alojarse en madrid

Si estás pensando venir a Madrid a disfrutar del ocio, la cultura y la gastronomía de la ciudad, la mejor zona para alojarse en Madrid es el centro de la ciudad. El centro concentra  las principales atracciones turísticas de interés para los turistas.

El distrito centro de Madrid comprende el barrio de Las Cortes, las Letras, Sol. Es una de las zonas más recomendables para alojarse en la capital porque estás a un paso de la zona de bares, restaurantes, cines, teatros, tiendas y todo el ocio que quieras encontrar en la ciudad.

hoteles madrid

Además en la zona centro existe una amplia variedad de alojamientos aptos para todos los bolsillos. Desde los hoteles más lujosos hasta los hostales o pensiones más sencillos.

Los apartamentos turísticos están muy de moda y se han convertido en una buena opción sobre todo si vienes con la familia o un grupo de amigos.

Otra opción para alojarte en Madrid es el barrio de Lavapiés, que está a una sola parada de metro de la céntrica Puerta del Sol y sólo a 15 minutos caminando. En esta zona puedes encontrar alojamientos más baratos. Lavapiés es además un barrio multicultural, de gran riqueza y variada gastronomía. Repleto de restaurantes árabes, hindúes, turcos, africanos, etc. y en el que también puedes encontrar las mejores tapas de la gastronomía española.

Si nos alejamos un poco del centro, podemos alojarnos en zonas como Plaza Castilla, Moncloa o  el barrio de Salamanca, que son  barrios cercanos muy bien comunicados. El transporte público en Madrid es una buena elección para moverte por la ciudad. De manera que si no consigues alojamiento en el centro, basta con que estés cerca de una parada de metro que te llevará rápidamente al centro de la ciudad, lo que te permite buscar alojamiento en otras zonas si no lo encuentras en el centro.

Otra posibilidad es alojarse en el Madrid de los Austrias, uno de los barrios con más historia de la ciudad y muy cerca de la Puerta del Sol.  En ella se encuentran Monumentos tan importantes como la  Catedral de la Almudena, El Palacio Real, la plaza Mayor, etc. además de un sinfín de callejones de gran encanto para perderse.
Madrid es una ciudad que tiene en definitiva múltiples opciones de alojamiento para todos los bolsillos.